Las 25 mejores Frases de Charles Bukowski (y grandes poemas)

Henry Charles Bukowski fue un escritor alemán que tuvo un impacto sorprendente en la literatura estadounidense, lugar donde abandonó por un tiempo formalmente la escritura y experimentó la vida de un vagabundo alcohólico indigente.

Este hecho le ayudó en gran parte a plasmar las palabras en algunas de sus característicos obras, como la colección de poemas titulada It Catches My Heart in Its Hands, que hablan acerca de prostitutas, jugadores que pierden y gente deprimida. También generó una serie de historias cortas y novelas muy realistas.

Índice de contenidos

Frases de Charles Bukowski

Las obras literarias del afamado Charles Bukowski superaron curiosamente su vida misma, generando una cantidad considerable de fieles seguidores.

Con el fin de que puedas conocer un poco acerca de sus obras, en esta ocasión te compartimos una colección de las mejores frases de Charles Bukowski y 4 de sus poemas más célebres, que te harán ver la vida desde una perspectiva diferente, esperamos que lo disfrutes.

1. En las trincheras no hay ángeles.

Una frase que describe el sentir y la forma de pensar de aquellas personas que han experimentado situaciones en las que no existe algún rastro de esperanza al que puedan aferrarse.

2. Ella era un alma más o menos buena, pero el mundo está lleno de almas más o menos buenas y mira donde estamos.

Una breve descripción de la naturaleza y el comportamiento humano. El nivel de compromiso y entrega en nuestras acciones es lo que finalmente define nuestro entorno.

3. A veces miro mis manos y me doy cuenta de que podría haber sido un gran pianista o algo así. Pero, ¿qué han hecho mis manos? Rascarme las pelotas, firmar cheques, atar zapatos, tirar de la cadena de los inodoros, etc. He desaprovechado mis manos. Y mi mente.

Algo que seguramente todos hemos pensado en algún punto de nuestras vidas cuando nos enganchamos a la idea de “lo que pudo ser”. Sin duda unas palabras para reflexionar.

4. Iba muy poco al cine porque me bastaba a mí mismo para asesinar mi tiempo, no necesitaba ayuda extra.

Sin duda cada uno de nosotros decide la forma en la que invertir o desperdiciar su tiempo, cosa que puede ser muy relativa a ojos de alguien más.

5. No era mi día. Ni mi semana, ni mi mes, ni mi año. Ni mi vida. ¡Maldita sea!

Una descripción precisa de lo que en ocasiones nos hace sentir nuestra existencia.

6. Algunas veces la gente insignificante que se queda en un mismo sitio por mucho tiempo, alcanza un cierto poder y prestigio.

Desafortunadamente el tiempo puede llegar a favorecer a ciertas personas de maneras misteriosas, pero finalmente son ellas quienes cargan con tal “suerte”.

7. La Muerte se está fumando mis cigarros.

Una frase que nos recuerda la íntima relación que mantenemos con la omnipresencia de la muerte.

8. Me da igual lo que hagan conmigo cuando muera; pueden quemarme, pueden hacerme rebanadas, pueden dar mis pelotas a la ciencia, no me importa.

Precisamente una cosas menos de lo que debemos preocuparnos en vida, finalmente cuando hayamos muerto no seremos más una forma de vida consciente que nos pueda afectar cualquier decisión que se tome.

9. Si quieres saber dónde está Dios, pregúntale a un borracho.

Condición sufrida en una persona que desafortunadamente la dota de buenas respuestas y razones justificadas para negar la existencia de un ser divino.

10. Ningún dolor significa el fin del sentimiento; cada una de nuestras alegrías es un trato con el demonio.

Una frase que nos pone a reflexionar sobre la manera en la que la vida misma puede llegar a ser un viaje doloroso pero que podemos aligerar con momentos de felicidad y alegría.

11. La fe está bien para los que la tienen, mientras no me la tiren por la cabeza. Tengo más fe en mi plomero que en el ser eterno. Los plomeros hacen un buen trabajo. Dejan que la mierda fluya.

Una forma sarcástica de transmitir su falta de creencias religiosas, una forma de expresar su sentido por la realidad.

12. Más de un hombre bueno ha acabado en el arroyo por culpa de una mujer.

En ocasiones las mujeres suelen complicar las cosas de una manera particularmente hermosa, aunque estrictamente hablando la culpa recaiga sobre los hombres.

13. Si eres un fracasado, es muy probable que seas un excelente escritor.

Una forma sarcástica de describirse a sí mismo, aunque no sea completamente cierto.

14. El camino del infierno estará lleno de compañía, pero aun así será tremendamente solitario.

Parece ser que para algunas personas que viven en constante sufrimiento cualquier sentimiento, persona o cosa material en sus vidas son algo meramente ilusorio para su felicidad.

15. Casi todos nacen genios y los entierran tontos.

Una formas de definir rápidamente el ciclo de nuestras vidas.

16. Prefiero oír hablar de un vagabundo norteamericano de hoy que de un dios griego muerto.

Puede ser más importante entender a alguno de nuestros semejantes en vida que a personajes que jamás conocimos.

17. Me parece que la vida está totalmente desprovista de interés, y esto lo sentía especialmente cuando trabajaba ocho horas por día. La mayor parte de los hombres trabajaban ocho horas al día, y tampoco ellos aman la vida. No hay ninguna razón para amar la vida para alguien que trabaja ocho horas al día, porque es un derrotado.

Es por eso que debemos encontrar aquello que realmente nos apasione, de esa forma no volveremos a trabajar jamás. Y el tiempo no es algo que tenga que ver precisamente.

18. Si ocurre algo malo, bebes para olvidar, si ocurre algo bueno, bebes para celebrarlo, y si no pasa nada, bebes para que pase algo.

Una excelente forma de describir la naturaleza versátil del alcohol en nuestro cuerpo dependiendo el humor y a ocasión.

19. La vida es todo lo agradable que se lo permitas.

Nadie mejor que nosotros puede dibujar un mejor paisaje para ver y disfrutar de él, es decir nuestra vida.

20. La diferencia entre una democracia y una dictadura consiste en que en la democracia puedes votar antes de obedecer las órdenes.

De cualquier forma tenemos que responder a alguien más y muchas veces es peor cuando nosotros mismo escogemos a quién rendir cuentas.

21. El alma libre es rara, pero la identificas fácilmente cuando la ves.

Personas que suelen distinguirse por una forma muy particular de actuar y ver la vida.

22. La diferencia entre un valiente y un cobarde, es que un cobarde se lo piensa dos veces antes de saltar a la jaula con un león. El valiente simplemente no sabe lo que es un león. Sólo cree que lo sabe.

Es curioso ver como la cobardía en ocasiones descansa sobre la sabiduría y la valentía solo es impulsada por la ignorancia.

23. ¿Qué es el amor? El amor es una niebla que quema con la primera luz del día de la realidad.

A veces uno prefiere andar en la oscuridad alimentándonos de nuestras propias ilusiones, que por otro lado no tienen por qué ser completamente falsas.

24. Un intelectual es el que dice una cosa simple de un modo complicado. Un artista es el que dice una cosa complicada de un modo simple.

Pequeña pero gran diferencia entre ambas habilidades.

25. Dale algo al género humano y lo rasparán y lo arañarán y lo machacarán.

La gran mayoría de las veces el problema solamente somos nosotros.

Poemas de Charles Bukowski

Una vez hemos leído las mejores frases de Charles Bukowski, vamos a conocer a continuación sus mejores poemas.

1. Lanzar los dados

Si vas a intentarlo, ve hasta el final.
De otra forma ni siquiera comiences.

Si vas a intentarlo, ve hasta el final.
Esto puede significar perder novias,
esposas,
parientes,
trabajos y,
quizá tu cordura.

Ve hasta el final.
Esto puede significar no comer por 3 o 4 días.
Esto puede significar congelarse en el banco de un parque.
Esto puede significar la cárcel.
Esto puede significar burlas, escarnios, soledad…
La soledad es un regalo.
Los demás son una prueba de tu insistencia, o
de cuánto quieres realmente hacerlo.
Y lo harás,
a pesar del rechazo y de las desventajas,
y será mejor que cualquier cosa que hayas imaginado.

Si vas a intentarlo, ve hasta el final.
No hay otro sentimiento como ese.
Estarás a solas con los dioses
y las noches se encenderán con fuego.

Hazlo, hazlo, hazlo.
Hazlo.
Hasta el final,
hasta el final.

Llevarás la vida directo a la perfecta carcajada.
Es la única buena lucha que hay.

  • Un excelente poema que describe a la perfección las consecuencias de perseguir el tan anhelado “éxito” en una de sus formas más ambiciosas. Expresa todo aquello que debemos estar dispuestos a perder con tal de lograr el objetivo, pero al mismo tiempo la gloria que espera la final del camino, aunque en el peor de los casos implique quedarnos solos con ella. Nos invita a tomar cualquier meta con decisión y determinación, eliminando la posibilidad de realizar cualquier cosa a medias, pues finalmente un compromiso de tal clase es el único que podrá asegurar el éxito.

2. Los orgullosos y delgados moribundos

veo gente vieja pensionada/jubilada en los

supermercados y son delgados y

orgullosos y están muriéndose

están hambrientos de pie y sin decir

nada. tiempo atrás, entre otras mentiras,

les enseñaron que el silencio era

valentía. ahora, habiendo trabajado toda una vida,

la inflación los ha atrapado. miran alrededor

roban una uva

la mastican. finalmente hacen una pequeñísima

compra, la ganancia del día.

otra mentira que les enseñaron:

no debes robar.

preferirían pasar hambre a robar

(una uva no es algo tan grave)

y en pequeñas habitaciones

lean los anuncios del mercado

pasarán hambre

morirán sin emitir sonido

echados de pensiones

por jóvenes rubios de cabello largo

que los jalarán

y los tirarán fuera del borde de la acera, estos

chicos

de hermosos ojos

pensando en Las Vegas en sexo y

victoria.

es el orden de las cosas: todos

probamos la miel

luego el cuchillo.

  • A través de las palabras de esta obra literaria podemos ver una breve pero concisa descripción de la vida misma, un ciclo en el que finalmente todos estamos formados esperando a experimentar las respectivas etapas de la vida a medida que pasa el tiempo. Para algunas personas el tiempo parece lejano, tal que parece innecesario preocuparse, pero eventualmente la realidad se hace presente en una factura que llegará indudablemente.

3. El genio de la multitud

Hay suficiente traición y odio, violencia,

necedad en el ser humano corriente

como para abastecer cualquier ejercito o cualquier

jornada.

Y los mejores asesiones son aquellos

que predican en su contra.

Y los que mejor odian son aquellos

que predican el amor.

Y los que mejor luchan en la guerra

son -AL FINAL- aquellos que

predican

paz.

Aquellos que hablan de Dios

necesitan a Dios.

Aquellos que predican la paz

no tienen paz.

Aquellos que predican amor

no tienen amor.

Cuidado con los predicadores

cuidado con los que saben.

Cuidado con aquellos que están siempre

leyendo libros.

Cuidado con aquellos que detestan

la pobreza o están orgullosos de ella.

Cuidado con aquellos de alabanza rápida

pues necesitan que se les alabe a cambio.

Cuidado con aquellos que censuran con rapidez:

tienen miedo de lo que no conocen.

Cuidado con aquellos que buscan constantes

multitudes;

no son nada solos.

Cuidado con

el hombre corriente

con la mujer corriente.

Cuidado con su amor.

Su amor es corriente, busca

lo corriente.

Pero es un genio al odiar

es lo suficientemente genial

al odiar como para matarte, como para matar

a cualquiera.

Al no querer la soledad

al no entender la soledad

intentarán destruir

cualquier cosa

que difiera

de lo suyo.

Al no ser capaces

de crear arte

no entenderán

el arte.

Considerarán tu fracaso

como creadores

sólo como un fracaso

del mundo.

Al no ser capaces de amar plenamente

creerán que tu amor es

incompleto

y entonces te

odiarán.

Y su odio será perfecto

como un diamante resplandeciente

como una navaja

como una montaña

como un tigre

como cicuta

su mejor

arte.

  • Un poema que describe de forma muy particular algunos de los comportamientos más evidentes en la naturaleza humana, aspectos que de alguna forma predicen nuestras intenciones e ideas, situaciones que pueden ser muy evidentes para aquellas personas que que la vida les ha dejado ver la realidad a través de la experiencia. Esta obra nos recuerda, en base a los hechos existentes, que finalmente nosotros somos la cara de nuestro principal enemigo.

4. Atrapado

No desvistas mi amor
podrías encontrar un maniquí:
no desvistas el maniquí
podrías encontrar
mi amor.

hace mucho que ella
me ha olvidado.

se está probando un nuevo
sombrero
y parece más
coqueta
que nunca.

ella es una cría
y un maniquí
y muerte.

no puedo odiar
eso

ella no hizo
nada
fuera de lo normal.

yo sólo quería
que lo hiciera.

  • Un poema que refleja la naturaleza inevitable de las relaciones humanas, relaciones que pueden ser efímeras debido en gran parte a nuestros actos y decisiones. Curioso ver como dentro de todo un universo de posibilidades existe un resultado que se repite constantemente. Amar o ser amado son distintos eventos que difícilmente se encuentran, existen tantas máscaras, tantas distracciones, tantas ilusiones y muchas malinterpretaciones que nos alejan de nuestra compañera.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *